julio 5, 2020

Iglesias y Ermitas

Una de las primeras referencias escritas se encuentra en la Descripción de Bienes de la Encomienda del año 1731, cuando hace alusión a los ornamentos y otros de la Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de la Paz: “Una custodia de plata, sobre dorada mediana, en que se lleva el Santísimo Sacramento en las Procesiones del Corpus y su Octava, guarnezida de unas hojas también de plata…”. (Religiosos Manchegos de los siglos XVI al XIX. Amador Fresneda, Juan Ángel. 2011).

Esta Iglesia Parroquial, ya desaparecida, se ubicaba en la actual Calle Ciudad Mentesa.  Este documento la describe situada al sur de la población, en las afueras, era el antiguo templo de una sola nave de 168 pies de largo por 48 de ancho, construido en mampostería como igualmente su torre con las esquinas de sillarejos, la capilla mayor de bóveda con aristas y el cuerpo con techumbre de madera, descansando sobre arcos apuntados de cantería.

Constaba de siete capillas en su nave izquierda, dos a los pies y tres en la nave derecha, todas de patronato particular y muy posterior al templo.

Posteriormente, en 1798 en este documento, se habla del mal estado en el que se encontraba la Iglesia como consecuencia del terremoto de Lisboa. Del derribo de la misma y del traslado de la parroquia a la pequeña ermita del Santo Cristo del Consuelo, anterior ermita de San Nicasio (ubicada en la actual parroquia de Ntra. Sra. de la Paz), mientras se reconstruía la primera, hecho que nunca llegaría a ocurrir y que transcurridos 145 años después del traslado del culto, la desidia y el olvido de este monumento fue tal que se ocuparon sus aledaños, quedando todo su perímetro dentro de cerramientos y edificaciones, sólo podemos contemplar en la actualidad un resto de muro de este monumento del siglo XIII, unos cuatro metros y medio de altura por tres de anchura.

En 1798 se decía que la torre y retablo mayor estaban tan ruinosos e indecentes, que por esto y por los peligros de ruina de las capillas está la iglesia cerrada de tres años a esta parte, aunque la construcción del nuevo retablo, órgano y demás reparos está encomendada a Antonio Cavallero.

Lejos de ejecutarse estas obras, la iglesia fue demolida hasta sus cimentos para aprovechar los materiales, todo a la sombra de los trastornos sociales y para dar alimento a la codicia; y la parroquia trasladada a la pequeña ermita de Santo Cristo del Consuelo, allí continúa y continuará hasta tanto que la fe y piedad de sus vecinos sean bastante vigorosa, para levantar un monumento que responda a sus necesidades religiosas.

Es preciso mencionar las ermitas e iglesias que existieron en Villanueva de la Fuente, un total de siete, a partir de los años 1280 que se construyera la primera Iglesia Parroquial y que tenemos noticias por el Archivo Municipal de Alcaraz y otras fuentes documentales, que eran: Santa Catalina, San Sebastián, Santa Quiteria, San Cristóbal (a partir de 1650 es la ermita de la Virgen de los Desamparados), San Nicasio, posteriormente Santo Cristo del Consuelo y finalmente Parroquia de Nuestra Señora de la Paz por traslado del culto desde la Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de la Paz que había quedado en desuso en el siglo XVIII por el abandono en su conservación, y por último la Ermita de los Baños del Santo Cristo, a ocho kilómetros de la localidad.

Debieron existir otros lugares de culto y monumentos religiosos en la Mentesa (Ibérica, Romana, Visigoda y Árabe), donde tenía lugar la importante actividad de su circunscripción religiosa y administrativa, en especial durante los siglos III a VIII de vigencia del Obispado de Mentesa uno de los primeros, más antiguos e importantes de la España Visigoda.

La actual Iglesia Parroquial de la Paz data del año 1940. Es de tres naves con cubierta abovedada formada por aristas, cuyas nervaduras aparecen en color oscuro, al igual que los arcos fajones que compartimentan el espacio. El peso recae sobre pilares con pilares con pilastras adosadas.

En ella podemos observar la imagen de Nuestra patrona la Virgen de los Desamparados, la imagen de la Virgen de Nuestra Señora de la Paz, nombre de la parroquia, el Cristo del Consuelo, la Virgen del Carmen, entre otras imágenes que salen en procesión  en sus correspondientes días de liturgia.